Internacionales
Lunes, 7 de Junio del 2010

La computación en la nube es una realidad en el Perú

Una nueva etapa en la computación corporativa ha empezado en el país. Se trata de la computación en la nube o cloud computing.

Por Hugo Gallegos C.

Mediante ésta, una empresa puede acceder a recursos de cómputo provistos desde la Internet ya sea de un proveedor externo (cloud pública), la misma firma (cloud privada) o un esquema mixto. A estas tres opciones se le suman la posibilidad de acceder a software (como los programas de Google Apps), infraestructura (como almacenamiento o servidores) o plataforma (herramientas de desarrollo, por ejemplo) como servicio.

¿Qué ofrece el cloud computing? Considerada como una modalidad de outsourcing tecnológico, las organizaciones pueden reducir sus inversiones en hardware, software o infraestructura.

En ese sentido, mediante la virtualización, un servidor alojado en un proveedor externo puede trabajar como si fueran 10, con lo que se aprovecha su potencia de cómputo. O mediante la consolidación, se reduce el número de aplicaciones instaladas en las PC de las firmas, pues aquéllas son instaladas en una granja de servidores que igualmente puede correr sobre un centro de datos externo.

Así, los especialistas destacan que las empresas pasan de un modelo de inversiones (Capex) a uno de gastos operativos (Opex) en los casos en que la firma paga por el consumo de los recursos que consume (bajo el modelo sobre demanda). Algo igualmente importante es la flexibilidad que da a las empresas para consumir recursos de cómputo según sus perspectivas de crecimiento.

Cabe indicar que el portafolio de soluciones cloud no sólo provendrá de firmas de tecnologías de la información sino que también será explotada por las empresas de telecomunicaciones (Global Crossing ya tiene una oferta cloud, en tanto que Telefónica y Telmex lanzarán sus ofertas cloud en los próximos meses). Así, no se sorprenda si ante sus futuros requerimientos, sus proveedores le ofrecen soluciones basadas o con componentes de cloud. Lo importante es que la empresa tenga claro qué parte de su información y aplicaciones desea enviar a la nube y en qué plazos. Tiempos nebulosos, aunque para bien, están llegando para las empresas peruanas.

[post-views]
Suscríbete al boletín y recibe el mejor contenido en tu correo.

Benchmark Email