Internacionales
Martes, 26 de Mayo del 2015

La prosperidad del sector minorista global depende de la estabilidad económica

Los retailers deben hacer frente a un mercado que cambia rápidamente.

Las 250 principales cadenas minoristas del mundo generaron ingresos de US$ 4.4 billones durante el año fiscal 2014, con una facturación en promedio de más de US$17,400 millones por cada una de ellas, según indica el reporte elaborado por Deloitte, Global Powers of Retailing 2015 e incluye un reporte de su rendimiento basado en su región geográfica, sector, comercio en línea y otros factores.

Los niveles de facturación reportados por las 250 principales cadenas minoristas, cuyo ritmo comenzó a declinar en el año 2011, siguió decreciendo en el año fiscal 2013.

“El anémico desempeño de la economía mundial en 2014 limitó la capacidad adquisitiva de una considerable porción de los consumidores y ejerció fuerte presión en el desempeño de las ventas de las cadenas minoristas”, explicó el Dr. Ira Kalish, Director Global del Área Económica de Deloitte.

Según el reporte, los ingresos ajustados a los cambios monetarios reportaron las 250 firmas minoristas de mayor relevancia crecieron 4.1%, disminuyendo con respecto al 4.9 % reportado en el año fiscal 2012.

Aunque las tasas de crecimiento mantuvieron su tendencia a la baja, casi el 80 por ciento de las 250 firmas líderes (es decir, 199 compañías) registraron un aumento en sus ingresos por ventas minoristas durante el año fiscal 2013.

En consecuencia, indicó Kalish, la prosperidad del sector minorista global en 2015 dependerá, en gran medida, de la estabilidad económica de países como China y los comprendidos en la Eurozona.

En comparación, la economía británica y estadounidense se desempeñó positivamente, presentando indicadores que sugerirían un sólido crecimiento, no solo en 2015 sino en los años inmediatos.

 

Cuestiones económicas importantes que tienen un impacto global en la industria de venta al por menor incluyen los cambios en la política monetaria estadounidense, la producción de energía en los EE.UU., la crisis en Ucrania, la desaceleración de la inversión china, los cambios demográficos, y la influencia de la tecnología y el Internet.

A pesar de ese panorama, en Latinoamérica las cadenas minoristas de Chile y México lideran el Top 10 de la región, mientras que Brasil fortaleció su presencia con la inclusión de la cadena Magazine Luiza.

Por esos motivos, la expansión internacional sigue siendo una estrategia de crecimiento importante para muchos minoristas.

Esta noticia es auspiciada por:

[post-views]
Suscríbete al boletín y recibe el mejor contenido en tu correo.

Benchmark Email
Etiquetas