Internacionales
Miércoles, 6 de Mayo del 2015

Mango cierra todas sus tiendas en Australia

Debido a que la compañía ha decidido operar en este mercado a través del comercio electrónico.

Mango, compañía catalana presidida por Isak Andic, sale del mercado australiano tras cerrar los siete establecimientos con los que contaba en el país.

Este movimiento se suma a la reorganización de su presencia internacional que se llevó a cabo en el 2014, cuando abandonó cinco mercados, entre los que se encontraba Brasil.

Mango comenzó su aventura australiana el 2002, cuando anunció su desembarco el país. Hasta el pasado año, la compañía contaba con siete puntos de venta, todos bajo la fórmula de la franquicia. Ahora, el grupo ha decidido clausurar todos sus establecimientos en el país y operar en este mercado a través del comercio electrónico.

“Las tiendas que teníamos en Australia eran de pequeñas dimensiones y controladas por terceros –explican desde la compañía-; este tipo de tiendas ya no responden a nuestra estrategia, centrada en la apertura de macrotiendas, por lo que hemos optado por retirar la marca del país y repensar nuestra actuación en Australia en un futuro”.

La decisión de Mango contrasta con los planes que tenía la compañía para el continente en los próximos años. El grupo anunció en el 2013 que planeaba la puesta en marcha de cuarenta puntos de venta en Australia hasta el 2017.

La principal dificultad que encuentran las empresas de moda en Australia es la necesidad de introducir colecciones específicas, ya que las compañías del hemisferio norte van a contra campaña. Además, según destacan fuentes del sector, el tamaño del mercado no es grande, con una población de alrededor de 22 millones de personas, concentradas principalmente en las grandes ciudades costeras: Sidney, Melbourne, Brisbane, Perth, Adelaida y la capital Canberra.

Reorganización de Mango a nivel mundial

Mango, además de en Australia, también ha reorganizado su presencia en el mundo en los últimos dos años. El grupo se retiró en 2014 de países como Brasil, Bulgaria, Eslovenia, Mónaco y Montenegro, y redujo su presencia en China, donde llevó a cabo el cierre de la mitad de sus puntos de venta.

La otra cara de la moneda la protagonizaron los nuevos mercados en los que Mango entró en 2014. El grupo llevó el pasado año su cadena de moda femenina a países  como Ghana, Guinea Ecuatorial, Uzbekistan o Bulgaria, donde volvió a probar suerte tan solo un año después de abandonar el país. Actualmente, Mango cuenta con presencia en 108 países y tiene una red de distribución formada por 2.700 puntos de venta.

Esta noticia es auspiciada por:

[post-views]
Suscríbete al boletín y recibe el mejor contenido en tu correo.

Benchmark Email
Etiquetas