Idea (Ikea), CFC (KFC), Starducks: Aumentan imitadores de marcas en Rusia

Las réplicas han comenzado a aumentar después de que las empresas globales abandonaran Rusia por la guerra en Ucrania. Los logotipos de las marcas imitadoras son idénticos a los de las empresas occidentales a las que están reemplazando.

El éxodo de muchas de las principales marcas del mundo de Rusia en protesta por la invasión del país a Ucrania ha creado una industria artesanal en las solicitudes de patentes para logotipos sorprendentemente similares.

De momento, las peticiones para sustituir a las empresas extranjeras llegan con asiduidad al Instituto Federal de Propiedad Intelectual de Rusia (Rospatent), que ya ha tramitado algunas de ellas.

La pasada semana, Konstantin Kukkoev, director de Luxorta-Service, un estudio de diseño de San Petersburgo, presentó una solicitud ante las Rospatent para registrar la marca comercial Idea, con un logotipo prácticamente idéntico al de IKEA, el gigante sueco de la venta de muebles y decoración para el hogar.

El objetivo de Kukkoev es ‘reemplazar’ a Ikea en la Federación Rusa, compañía para la que desarrolló numerosos proyectos, asegura. Además reclama a la multinacional una fuerte suma de dinero por la interrupción de los planes de su estudio de diseño tras la suspensión de las actividades de la empresa sueca en Rusia, según recoge la agencia de noticias estatal rusa Novosti Ria.

Vía libre a la piratería

Por su parte, la energética Gazprom, la mayor compañía de Rusia, ha presentado una solicitud a Rospatent para el registro de la marca Gazprom Pay, con el objetivo de prestar servicios bancarios, servicios de autenticación de usuarios y para poder realizar transacciones financieras desde dispositivos móviles y con criptomonedas.

Gazprom Pay pretende ser el sustituto de Google Pay y PayPal, empresas tecnológicas extranjeras que han dejado de funcionar en Rusia. Mientras que McDonald’s, cuya imagen y marca ya habían sido pirateadas en la región ucraniana del Dombás con los DonMak, probablemente tendrá un ‘sustituto’ en la Federación Rusa.

Con un logo prácticamente idéntico al de la multinacional estadounidense, la marca comercial Uncle Vanya ya presentó su solicitud a las autoridades rusas para patentar el nombre “Makdonalds”. El logotipo consiste en la letra cirílica ‘V’ sobre un fondo rojo

Ver las imágenes de origen

El precedente de lo que ahora está sucediendo en Rusia lo podemos encontrar en Crimea, la región ucraniana ocupada por Putin desde 2014, en la que no hay marcas internacionales de hostelería, debido a las duras sanciones impuestas por los países occidentales a cualquier negocio que opere en Crimea.

CFC (KFC) y Starducks (Starbucks)

En la región, objeto de conflicto entre Rusia y Ucrania, los Kentuky Fried Chicken (KFC) ha sido sustituidos por Crimean Fried Chicken (CFC) y en ellos se pueden encontrar los típicos cubos rojos y blancos que distinguen a la cadena estadounidense, pero con un número de alitas muy superior.

También las cafeterías Starbucks han sido sustituidas por otras con una cartelería prácticamente calcada a la empresa de Seattle, pero con ‘patito’ en lugar de una sirena y con el nombre Starducks.

Crimean Fried Chicken (CFC)

El Gobierno ruso ha lanzado una dura amenaza sobre todas las empresas extranjeras que han abandonado el país y ha calificado a esas naciones como enemigas. Cabe señalar que son más de 400 multinacionales que han dicho adiós a Rusia en el último mes.

La marca Zara ya tuvo un intento de replica en Rusia hace años con ZaraZara, una franquicia fallida con un logo idéntico al de la española, y ahora todavía está presente en diversas ciudades de la Federación la marca Zarina, muy similar a la de la textil española.

Rusia apoya la piratería

Detrás de estas marcas imitadoras están las amenazas del gobierno ruso de considerar confiscar los activos de las marcas extranjeras que suspendieron sus operaciones o se fueron de Rusia. Las empresas locales asumen que tienen la gran oportunidad de adquirir los derechos y apoderarse de sus clientes.

El gobierno presionaría para “introducir una gestión externa y luego transferir estas empresas a aquellos que realmente quieren trabajar”, dijo el presidente ruso Vladimir Putin el pasado 10 de marzo. “Hay suficientes instrumentos legales y de mercado para esto”.

En las batallas judiciales por infracción de marcas registradas, una de las cuestiones clave es si los consumidores confunden la marca original y la copia, dijo Kiyoshi Kurihara, abogado y consultor de propiedad intelectual.

Pero “es poco probable que las marcas que salieron de Rusia presenten demandas en Rusia por infracción de marca registrada”, señaló el experto. Tal parece que seguiremos viendo más casos de imitadores de marcas en las próximas semanas.

 

 

RelatedPosts

 

loading...
ADVERTISEMENT
  • pickit

Welcome Back!

Login to your account below

Retrieve your password

Please enter your username or email address to reset your password.