Retail
Domingo, 14 de Marzo del 2010

Sociedad Rentable: Laboratorio + Farmacia

Entender que es el punto de venta el lugar en donde se concreta o se pierde el esfuerzo de todo el equipo que integra cada laboratorio farmacéutico, es la clave para que la Industria Farmacéutica determine qué nivel de acompañamiento decidirá en sus asignaciones presupuestarias y acciones posteriores.

Una Visión Amplia del Negocio

Cuando cualquier laboratorio de especialidades medicinales decide invertir en la producción de un producto que se comercializará al público a través de la farmacia es necesaria, inmediatamente, la convivencia con una Visión más distante del negocio.

La distancia esbozada es necesaria para desarrollar una visión amplia de todo el proceso. Visión que permitirá a la dirección del laboratorio definir en dónde comienza el proceso del negocio.

Este último comentario, que parece banal, no lo es. Tiene un sentido y es necesario desarrollarlo. Cuando el laboratorio entiende que hoy en 2010, basta con la necesaria e inmodificable visita médica para asegurar la venta de dicho producto, comete un gran error.

El proceso que debe pasar obligatoriamente por el médico, ya que es él el prescriptor irreemplazable, debe asociar al punto de venta. La influencia potencial y real que tiene el punto de venta en la concreción de la indicación médica es indudable e indiscutible. Por lo tanto, médico y punto de venta deben estar asociados en la prescripción más adecuada para beneficio del paciente y del laboratorio, para que su inversión sea rentable manteniendo los estándares de calidad que determina la autoridad sanitaria.

Una función de la Industria Farma: acortar distancias entre el médico y la farmacia

Esta afirmación, que viene siendo debatida pero no resuelta con la claridad que corresponde, alimentando en algunos casos al mantenimiento de una antinomia o rivalidad sin sentido entre el médico y la farmacia o el punto de venta para hablar en términos más generales.

Ninguna de las partes ha realizado mucho (no hablo de esfuerzos aislados sino de iniciativas corporativas o institucionales) por allanar las aparentes diferencias o acercar las distancias. Por lo tanto estoy convencido que es la Industria Farmacéutica quien debería “tomar el toro por las astas” y avanzar con este acercamiento.

Transmitir a la farmacia su reconocimiento como complemento y a veces protagonista de la asistencia o el consejo a todos aquellos pacientes que, por distintos motivos, no acceden al diagnóstico médico completo o incompleto. Por otro lado, hacerle entender al médico que el farmacéutico no intenta reemplazarlo, sin complementarlo en aquellos casos en que no existe la posibilidad de acceder al médico.

Asimismo, el laboratorio puede transmitir a la farmacia la necesidad de mantener la esencia y la naturaleza de la prescripción médica siempre y cuando esté al alcance del paciente. Y que su reemplazo de receta puede dañar la esencia del aporte galénico a la cura del paciente.

Si todavía alguno de Ustedes se pregunta dónde está el negocio en todo esto, bueno muchachos…..con gusto respondo preguntas o consultas. Pero antes sugiero relean y hagan el ejercicio de llevar a la realidad y saquen conclusiones.

Toda consulta será bienvenida y contestada velozmente.

Cordial Saludo,

Hasta la próxima.

Jorge González

Director

G&A Pharma Consulting®

 

[post-views]
Suscríbete al boletín y recibe el mejor contenido en tu correo.

Benchmark Email